Episódios

  • Aceptar la cruz y no el poder

    1) Subir a Jerusalén: Es ir al encuentro de aquel lugar donde estamos llamados a redimirnos. Es asumir ese lugar y ese espacio donde me realizo como persona. Tu Jerusalén puede ser ese lugar que sabes que te cuesta, pero es tu lugar. Jerusalén puede ser tu casa, tu trabajo, tu parroquia. En fin, ese lugar de lucha cotidiana.

    2) ¿Qué quieren?: Hoy Jesús te pregunta a vos, ¿qué necesitas? ¿Qué es lo que andas buscando de Dios? ¿Qué es lo que necesitas en tu vida para realizarte? El problema es que muchas veces creemos que solo necesitamos poder para realizarnos como personas. El poder no te lleva al cielo y tampoco se busca a Dios para tener poder. Realizarse como persona no es a través de puestitos, ni tampoco a través de cierta cantidad de dinero mensual. Podés estar cerca de Jesús, pero no interesarte por Jesús, sino más bien usar de Jesús para tener prestigios personales. Ese no es el verdadero seguimiento.

    3) A servir: Hoy Jesús te vuelve a recordar que estamos llamados al servicio, tu vida debe ser un constante servir. No podés estar atrás de puestos siempre. Hay personas que se esclavizan al poder creyendo que logran realizarse, pero en el fondo van perdiendo dignidad. Esto lleva a la ausencia de un objetivo en su vida y se casan con el medio y no con el fin de la vida que es la felicidad. Cuidado, la plata y el poder es tentador, es fácil meterse, pero complicado salir. La clave está en reconocer y asumir. Algo bueno está por venir.



    --- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support
  • Ser transparentes

    1) Atan cargas: Esta denuncia la hace Jesús ante los escribas y fariseos. Hoy la puede hacer con vos, cuando impones y exigís buscando la manera de que solo se haga lo que vos querés. Incluso esto provocado en la amistad, cuando esa persona que se dice ser tu amigo te llama solamente para juntarse cuando tiene un problema, pero solo para ello y nada más. O en la pareja, cuando es solo conversar para resolver pagos o cuestiones económicas y nada más. Es la relación de solo exigir y exigir y no estar abierto al diálogo. En nuestra vida cristiana podemos caer en esto, en ser imponentes y creernos que somos más papistas que el papa. Que tenemos la razón de todos. Que tenemos la verdad.

    2) Hacen para que los vean: Es uno de los puntos que nos atenta hoy. Hemos caído demasiado en el narcisismo, un narcisismo que nos lleva a que lo mínimo que hagamos lo hacemos para que el mundo nos vea, nos aplauda, nos quiera. Basta mirar un poco el Instagram o el Face para ver que algunos ya no hacen selfie en su vida, sino más bien su vida es un selfie. Todo el tiempo. Es por ello que debemos recordar aquello de Jesús: «que tu mano izquierda no sepa lo que hace la derecha». Hoy hagamos con amor lo que debemos hacer, pero no andemos buscando exponer lo que hacemos. Las flores más bellas crecen en el silencio, y el cristiano está llamado a hacer lo más bello desde el silencio.

    3) Dios es tu Padre: Una vez le comenté a un santo varón que yo debía asumir una responsabilidad importante, que tenía mucho miedo porque no sabía con qué me iba a encontrar. Me dijo: «Hijo mío, ¿a qué tienes miedo? Si eres un hijo de Dios». Eso me animó muchísimo y siempre lo recuerdo. No tengas miedo, porque tu padre Dios está allí, infinitamente amándote y cuidándote. No tengas miedo y enfrenta lo que tengas que enfrentar. No estás solo. Algo bueno está por venir.



    --- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support
  • Estão a faltar episódios?

    Clique aqui para atualizar o feed.

  • 1) Sean misericordiosos: El aprender a perdonar es un arte, y hasta puede llevarte toda la vida. No es algo que uno hace de un día para el otro. Te entiendo cuando me decís que te cuesta perdonar a aquella persona que te hizo sufrir, que te golpeó en la vida. Claro que duele y claro que cuesta. Pero para iniciar un proceso de perdón no tengo que pensar en la persona que me lastimó, sino más bien tengo que pensar en mí y en Dios. La ira y el enojo, como el odio y el rencor, te hacen enfocarte en aquella persona que te fulminó la vida y la confianza. La propuesta que Jesús te da hoy es que te mires vos, y en relación con Dios. Es pensar en volver a vos y tu esencia. Es eso lo que te hace crecer y caminar hacia vos y hacia Dios.

    2) No juzguen: El mayor veneno que podemos generar es juzgar, porque al juzgar quitamos oportunidades al otro y a tu propia vida. El convertirte en juez de la vida de otros y de tu vida te termina limitando tu vivir y te hace un vivir cerrado y encerrado en vos. Creo que es uno de los mayores golpes que tenemos en la vida y hasta en la Iglesia. El juzgar a personas ha llevado a que encarcelemos en nuestra mente a mucha gente que estaba libre en el vivir y su forma de vivir. Yo creo que hay muchas cosas que no te animas a hacer en tu vida por el miedo al qué dirán.

    3) La medida: En esta vida fui aprendiendo con el tiempo, y con mi experiencia de cura en sí, que uno no puede convertirse en una regla para medir quién entra y quién no. Es muy triste si vivís así. Es duro cuando tu vida pasa por ser un aduanero de la fe y de la vida. Es desgastante tener una vida que te lleva a medir la vida de todos los que te rodean. Te terminas convirtiendo en un policía y detective de todos los que te rodean, marcas las faltas, los errores. Sospechas de todos y hasta de vos, pero más triste es que ya tu vida no gira en mirarte vos, sino que se te va la vida viendo la vida de los demás nada más. Algo bueno está por venir.



    --- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support
  • 1) Jesús los llevó a un monte elevado: Es aquí donde vemos que aquel cristiano que desea comprometerse en la vida cristiana vivirá un proceso espiritual. Es esa gracia que te toca vivir después de la experiencia de un retiro, de una misa o de una adoración. Es la situación en donde sentís un gran gozo en la vida espiritual que incluso a algunos los impulsa a más y más. Cautela, es una experiencia hermosa. Sí, estáa en lo alto y te sentís bien y cómodo en ello; pero debo aclararte que es una etapa. Es en esta etapa en donde hasta te sugiero que lo escribas, porque son experiencias fuertes y lindas, pero es bueno recordarlas y tenerlas presente para que, cuando vengan esos momentos de sequía y en donde no estes en lo alto, puedas recordar que verdaderamente Jesús te llevó a lo alto. 2) Qué bien que estamos aquí: Es lo que va a decir Pedro. Sî, la experiencia con Dios es bella, pero eso desenlaza en tu vida una acción y una forma de ser. No podés llevar una vida cristiana solo por experiencias y sentimientos; por lo que me mueve o por lo que no me mueve. Es un proceso, en el cual uno madurando y formándose. A mí también me pasó que en mis inicios estaba a full con Dios, como que tenía wifi todos los días, pero con el tiempo uno va descubriendo que la vida cristiana es un proceso de madurez y no pasa solo por los sentimientos. 3) Lo vivido: Jesús nos recuerda que la Cuaresma es un tiempo que te lleva a la Pascua y te prepara para ello, para la interioridad con Dios. Lo mismo pasa en la vida. Hay tiempos duros y fuertes, pero que nos preparan para algo lindo y bello. Mira, todos pasamos momentos duros, pero Dios nos sigue recordando que su promesa sigue intacta. Él está para siempre a tu lado. ¡Vamos, que se puede! Que hay mucha fuerza y mucha garra. Algo bueno está por venir.--- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support

  • 1) Amar: Amar implica dar vida y entregarse. Esto exige renuncia y entrega. Si verdaderamente amas a alguien, esto exige un pago. Hay algo que de vos debe haber, un sacrificio. Porque el verdadero amor implica morir a vos para que viva una relación. Hoy estar dispuesto a amar significa estar dispuesto a sacrificar y renunciar verdaderamente para ganar. O como digo muchas veces: hay que perder para ganar.2) Los enemigos: Hay personas que efectivamente te harán la contra y te complican la vida. El problema es que vos les des un lugar privilegiado en tu vida y que centres tu vida en esa persona que te hizo daño, olvidándote de todo lo otro que hay a tu alrededor. Tu vida no se reduce a una persona o a un grupo de personas que se ríe o que te hiere. Tu vida te lleva a aprender de esas heridas que otros te hicieron, y desde allí sacar la fortaleza, de los propios golpes.3) La perfección: Es aquí entendida como plenitud. Significa sacar la mejor versión de vos mismo. No te detengas en los golpes y errores, más bien busca lo que te ayuda a ser esa mejor versión de vos y esforzate por crecer día a día. Algo bueno está por venir.--- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support

  • 1) La justicia: Es una virtud importante, tanto en lo personal como en lo social. Implica dar a cada uno lo que corresponde pero, por sobre todo, es ser justos con lo que hacemos. Hacer justicia no implica cumplir las leyes, ya que hay leyes que atentan contra la misma vida del hombre (la de la marihuana, la del aborto). Es importante tener en claro que son nuestras posturas y convicciones las que nos llevan a la justicia. Es importante saber que vos, como padre o madre de familia, debes implicarte en formar y educar a tus hijos en lo que refiere a ser justos y lo que implica cumplir reglas. Está en la familia la verdadera formación de la justicia.2) Tu hermano: Jesús nos recuerda que cada hermano es único e irrepetible, es importante. Todos somos hijos de Dios, todo, incluso el más pecador del mundo, y es por ello que todos somos importantísimos para Dios. Dios quiere salvar cada alma. Dios quiere tenernos a todos con Él. Nadie crece pisoteando a su hermano, sino más bien se crece ayudando al hermano, acompañándolo, elevándolo, dándole y devolviéndole la dignidad que se merece. 3) El altar: Refiere a que tu santidad pasa junto al otro que es tu hermano. La búsqueda de la verdad está en hablar a Dios de tus hermanos y a tus hermanos de Dios. Porque no podés ser un gran orante en la Iglesia, pero un chismoso fuera de ella. Por favor, sé coherente con lo que crees y haces. Algo bueno está por venir.--- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support

  • La identidad de Jesús es lo que siempre te debe quedar en claro en tu vida. Es saber quién es Él y cómo lo tomas en tu vida. Es muy fácil dejarse llevar por lo que dice la gente y es muy fácil comprarte un Dios que te vende la gente. Creo que hoy en la góndola está la promo 3x1. Te venden tres tipos de Jesús para que lo vivas en tu vida de una manera “tal”: 1) Jesús madrastra: Es el Dios castigador, el que solo hace justicia y marca tarjeta. Marca los puntos. Se convierte casi en un árbitro de fútbol, porque marca las jugadas, y si te pasa algo, es porque te sacó la tarjeta (la roja o la amarilla). Es un dios al cual hasta le tienes miedo.2) Jesús lámpara: Es un estilo de Aladino, que en vez de frotar mucho, debo rezar mucho para que me dé lo que le pido. Rezo y rezo hasta que me lo dé.3) Jesús secretario: Es aquel que me acomoda todo desde mi idea. Acata mis órdenes. Yo le digo lo que quiero y Él me prepara todo para cumplirme. Es decir que yo soy el piloto de mi vida y Dios es mi copiloto. Es como que Dios tiene que acatar mis órdenes, armarme toda la jugada.Por último, en Pedro vemos la respuesta del Dios que nos propone el cristianismo: un Dios cercano, un Dios vivo y que libera, que te salva y te sana. Es un Dios que te marca un camino de humildad, hacerte pequeño, para que sea Jesús quien reine en tu vida. Tener a Dios de esta manera te cambia la vida. Algo bueno está por venir.--- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support

  • 1) Malvada: Jesús nos sigue diciendo que entre nosotros hay maldad. En la sociedad aparecen actitudes malas. Nos herimos y existe esa picardía criolla de salirme con la mía a cuestas de liquidar al otro. Nos cuesta aprender que todo es de todos, pero nadie se quiere hacer cargo. Nos hacemos daño muchas veces por el simple hecho de complicarle la vida al otro, porque me molesta simplemente que le vaya bien. Somos malos y en este tiempo debemos meditar para cambiar. No podés seguir buscando sacar información para destruir a aquel o aquella por simple venganza. Nuestra generación está matando a otra, ya no transmitimos valores. Hoy «el vale todo» está entre nosotros. Y eso que todavía no te hablé de lo que pasa cuando aparece el dinero de por medio. Somos hijos del rigor muchas veces. No sabemos aprovechar la libertad, parece que nos tienen que tener zumbando para hacer las cosas. Parece que a ese hermoso don que Dios nos dio, que es la libertad, no lo aprovechamos. ¿Qué sociedad estamos dejando para nuestra siguiente generación? Capaz que un aporte hoy sea no bajar la ventanilla para tirar la basura en la calle. Ya eso es un aporte.2) Signos: Hay tantos signos en tu vida de que Dios está, pero seguimos dando vueltas con la fantasía. Como que queremos que Dios sea un Harry Potter y nos haga trucos de magia. Ponete a ver que tu vida ya es un signo, que tengas salud es otro signo, que tengas un plato de comida hoy es otro signo. ¿Querés más? Que tengas alguien que te ame en este mundo es otro signo, que puedas ver, caminar y respirar es otro signo. Que puedas estar leyendo o escuchando esta meditación es otro signo. Creo que los signos están, pero tu mirada está en otra cosa o en signos que vos querés que sean, pero los signos en tu vida están. Aprovéchalos para saber disfrutar del vivir.3) Alguien que es más: En esta Cuaresma aprovecha a encontrarte con Jesús, volvé a vos y trata de vivir esta vida espiritual, que ayuda y fortalece mucho. Nunca te va a dejar nunca Dios. Tenés mucho para vivir y para dar. Jesús ya está en tu vida y quiere llevarte a la plenitud. No tengas miedo de experimentar a Dios. Algo bueno está por venir.--- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support

  • 1) Palabras: Hay veces que parece que lo aturdimos al Señor, pero Dios ve y escucha el corazón. Te entiendo si no lo captas, pero quédate tranquilo. Tampoco reduzcas tu oración a un pedido. La oración es mucho más que pedir, es hablar. Es contarle al Señor lo que te pasa, lo que vivís y sentís. Es compartirle tu vida al Señor, porque Dios es tu compañero y el fin de tu camino. Él no es tu cajero automático, al cual solo buscas, llegas, pones tu clave y sacas. Dios es el compañero de camino con quien paso las buenas y las malas.2) Padrenuestro: Es la oración clave de nuestra vida cristiana. Allí está todo y hasta podríamos pensarlo y meditarlo frase a frase. Con sólo comenzar diciendo «Padre».. esa relación cercana y simple que Jesús nos propone. Hoy te invito a que a esta oración la puedas hacer despacio y puedas llevar a tu corazón las palabras que más te gusten. Yo, por mi parte, me quedaré a profundizar en aquello que dice «como nosotros perdonamos a los que nos ofenden» uff ¿seré así? ¿perdono a los que me ofenden? ¿estoy dentro del «nosotros»?3) Lo secreto: Jesús sigue mostrándote que no te quiere un youtuber, ni un influencer, donde estés exponiéndote las 24hs; ni mucho menos quiere que andes careteando tu vida, mostrando a todo el mundo lo que haces por la Iglesia o en la oración. Dios te quiere en lo secreto. Dios solo quiere ese encuentro íntimo del tú al tú, y nada más que eso. No seas un caretero de la fe. Mostrate como sos ante Jesús en lo tuyo, en lo sencillo, en donde nadie lo ve. Algo bueno está por venir.--- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support

  • 1) Convoca: Es lo primero que vemos en el Evangelio: los reúne y los separa. Porque quiero que entiendas que en esta vida no podés estar aislado, no podés seguir estando solo. Jesús te llama a vivir en familia y a estar en unión con otros. Compartir. El todopoderoso, incluso, quiso estar con 12 personas hasta el final de su misión en la tierra, sabiendo que es difícil compartir. No es bueno que te aísles y vivas en soledad total. Provoca el compartir y el reunir, salí, busca, invita, visita, aunque tengas que remarla duro muchas veces. Mándale un mensajito de WhatsApp preguntando cómo está o llégate a visitar. No uses las excusas, las excusas son excusas, esto de que te duele la rodilla o que no podés porque tenés muchas cosas, etc. Date tiempo para compartir la vida, para compartir con las personas. Deja de buscarle los defectos. Compartí que la vida es corta. 2) Con mis hermanos: Hoy se nos habla de la buena acción. En este tiempo de Cuaresma hay que actuar haciendo el bien, sin mirar a quién. Los cristianos estamos llamados a hacer acciones concretas y simples. Estamos medio dormidos, pero debemos levantarnos para trabajar en el prójimo. Hay mucha gente que nos necesita, pero mucha, y no nos damos cuenta. Si la Iglesia no sale, y en esto me refiero a vos y a mí, nos enfermamos y viviremos en un chismerío total, tremendo, porque no tendríamos más que hacer que criticarnos entre nosotros. Salí, propone. Vos manijea, así se juntan a hacer comida para los pobres o visitar enfermos o ir a evangelizar una zona, tenés infinidad de cosas que podés hacer. Hagamos acciones buenas, que eso nos va a ayudar a salir.3) El premio: Jesús mira nuestro actuar. Es nuestra forma de ser con los demás lo que nos lleva a ese cielo o a ese infierno. Tus actos son lo que permiten que vos vivas en paz con los demás y también son tus actos ante los demás lo que puede llevar a que tu vida misma se convierta en un infierno. Cuidado. Hay veces que uno se queja del «porqué todos me atacan» y capaz que el problema no sean «todos» sino «vos». El problema no es de todo el mundo, el problema es tuyo. Hay veces que incomoda, pero ánimo y que tu vida sea un cielo porque, como dice San Pablo: «la felicidad está más en dar que en recibir». Algo bueno está por venir.--- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support

  • Las tentaciones

    1) El desierto: Es ese momento cuando uno no siente nada y no encuentra nada. No hay situación de espera, porque todo es negativo. La persona está en la nada. Se siente en su pleno vacío. Nada lo llena, nada lo estimula. El desierto en nuestra vida es una parte que debemos pasar sí o sí, tarde o temprano. Es ese momento cuando no sentís nada y parece que todo queda en nada.

    2) Las fieras: Representa a aquellos negativos y opinólogos de tu vida que hacen como que todo está feo. Te miran mal y te tiran la mala onda siempre y parece que cada cosa que haces está mal o no va a terminar bien. Las fieras siempre buscan hacerte tener miedo a la vida y mostrarte como que se viene todo feo. No te juntes tanto con ese tipo de personas porque no es así. Constantemente miran desde lo negativo todo y no ayudan a crecer.

    3) Proclamar: Es la madurez de la vida espiritual, que uno proclama el amor de Dios. Uno logra crecer luego de pasar esos momentos de desierto y tentación. Hoy Dios te propone ser anunciador de su amor desde su gracia, pero con tu lucha y experiencia. La Cuaresma ya ha empezado. Ponete las pilas. Algo bueno está por venir.



    --- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support
  • De pecador a seguidor

    1) Un publicano: Es un traidor público. Es alguien que no es aceptado por la sociedad. Un hombre rotulado, quemado y, como todo rotulado y quemado por la sociedad, por más que haga algo bueno no le va a servir, porque para la gente si ya es una persona mala, por más que haga cosas buenas, será una persona mala. Cuántas veces tú rotulas a la gente.

    2) Llamado: Es Jesús quien lo ve y lo llama, porque el llamado es así, es Jesús quien llama a quien quiere y como quiere. La mirada de Jesús lo lleva a cambiar todo y en todo. Lo convierte de pecador público a evangelizador. Por eso la clave de todo esto es que Dios te llama y te elige.

    3) Conversión: Dios te llama y te elige, porque simplemente lo quiere, porque para Él cada persona vale muchísimo, y hay oportunidad. Él misericordea y también acompaña. Muestra que Él puede cambiar cualquier corazón. Él no usa rótulos. Él da oportunidades. Date una oportunidad y también aprende a dar una oportunidad. Porque el que hoy es un gran pecador, mañana puede ser un gran evangelizador. Algo bueno está por venir.



    --- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support
  • Tiempo de ayuno

    1) Se acercaron: Así empieza el evangelio. No es tan solo acercarse a Jesús, sino de qué manera, para qué se acercan a Jesús. Si hoy querés acercarte a Jesús acércate para conocerlo y descubrir lo hermoso que es estar con Él. No lo busques por favoritismo ni por conveniencia, búscalo por amor. Búscalo porque sabes que lo necesitas, porque sabes que es esa piedra preciosa que puede hacer un cambio en tu vida.

    2) El ayuno: Es dejar aquello que tomaste durante todo el año como algo necesario. ¿Un día sin carne podés vivir? ¿Un día sin celular podés vivir? Parece que no. Hoy se te propone que descubras que sos libre y que nada puede atarte en esta vida, ni material ni personal. Hoy deja aquello que no es Dios y aprende que la vida no es tan solo preocupaciones, sino libertad con responsabilidad.

    3) El esposo: Volvé a Jesús, solo Él puede llenarte de paz y de su amor. Búscalo, porque lo más hermoso en la vida es sentirse amado. Vos vales muchísimo para Dios y quiere darte amor eterno. Sé que te cuesta entender, pero pedí a Dios en este tiempo de Cuaresma que te ayude a enamorarte más de Él. Porque Él es el Camino, la Verdad y la Vida. Algo bueno está por venir.



    --- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support
  • Nos encontramos de todo en la vida

    1) Sufrir: Es parte de la vida el sufrir, pero es un error ser masoquista y buscar cosas para sufrir. Esa persona que constantemente se anda quejando y buscando de qué se va a quejar. Hoy Jesús nos enseña que la vida también tiene momentos difíciles, que hay que asumirlos y enfrentarlos, porque todo pasa y hay que aprender a pasar todos los momentos de la vida. La vida no es todo sufrimiento ni tampoco toda felicidad.

    2) El seguimiento: En este tiempo se nos recuerda que seguir a Jesús es pasar lo que pasó Jesús, pero ¡ojo!, no te quedes con la cruz, sino que el final de todo esto es la resurrección. ¡Vamos! Vos podés mucho, pero seguir a Jesús implica ser un Jesús en la tierra, por eso anímate a luchar y fortalécete en la oración y en la comunidad. Recuerda que en la vida en soledad se nos hace todo más difícil.

    3) No arruines tu vida: Busca las cosas del cielo. Busca aquello que te llena y sacia tu vida. Te entiendo que andas con mil preocupaciones y que no te sale ni una, pero anímate a seguir porque no podés arruinar tu vida. Vos das para mucho y tenés para dar mucho. No gastes todos los cartuchos de tu vida. Aprende a dejar pasar algunas cosas e incluso a jerarquizar las cosas, es discernir entre lo importante y lo urgente. Algo bueno está por venir.



    --- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support
  • Tu Padre que ve en lo secreto

    1) Que no sepa: Es recordar que hoy iniciamos un camino de purificación interior. Un camino interior en donde encontrarte vos y Dios. Es algo íntimo, tan tuyo que ni siquiera yo puedo entrar. Esta etapa de la Cuaresma es volver a un diálogo con Dios. Serán cuarenta días para curar esas heridas en tu corazón, dejándolo entrar a Dios. Será este tiempo que hoy iniciamos, un tiempo en donde tendrás que escucharte y trabajar tu relación con Dios, que capaz que en el transcurso de este año que ha pasado se ha dañado, se ha herido, o hasta incluso te has llegado a distanciar de Dios.

    2) Qué ve: Dios todo lo ve, sabe todo de vos y a Él no lo podés engañar. Hay decisiones que marcan para toda la vida y hay circunstancias en tu vida que marcan. Quedan cosas en tu memoria que no se han de borrar nunca, pero nunca. Tu Padre ve en lo secreto. Durante este tiempo las lecturas que vas a escuchar te harán reflexionar y verás que Dios viene a estrecharte la mano para salir de la oscuridad y no viene a señalarte para que vayas preso. Dios es misericordia.

    3) Seguro que aparecerán muchas propuestas para esta Cuaresma: No comer, no tomar Coca Cola, no ver partidos de la Champions, etc. Pero solo vos sabes qué es lo que tu corazón necesita. Todo lo anterior está bien, los sacrificios externos, pero hay cosas que tendrás que ver en tu corazón más que en tu estómago o en la vista. Hay cosas que te alejan de Dios y te traen amargura y dolores. Esas cosas son las que vas a tener que trabajar durante estos 40 días. Desterrar y sacar esas cosas que te quitan la paz y tu relación con Dios. Solamente vos sabes cuál es el sacrificio que deberás hacer en estos cuarenta días. Iniciamos el tiempo de Cuaresma, tiempo de cambio y de revisar el corazón. El tiempo de lucha interna ha iniciado. Algo bueno está por venir.



    --- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support
  • ¿Todavía no comprenden?

    1) No seamos como…: Hoy Jesús nos repite que no quiere que seamos en la Iglesia aduaneros ni tarjeteros de la fe. No podemos seguir siendo ese tipo de Iglesia. Más bien pide que seamos cercanos y acogedores. Nos recuerda que la Iglesia es familia de todos y para todos. Nos recuerda que dio la vida por todos. Hoy debemos continuar trabajando en ello, en buscar al hermano y hacerlo sentir parte de nuestra Iglesia que es familia. Por favor, ya hemos corrido a mucha gente.

    2) Nuestra preocupación: Hoy te propongo que mires tu vida y las veces que apareció la mano de Dios en ella. Hoy deja de preocuparte tanto y confía en Dios y a Dios todo lo que te va sucediendo. Dios quiere recordarte que ha marcado tu vida con milagros y hoy camina junto a vos. Que no te deja solo, que te acompaña, te protege y te inspira.

    3) En la vida: Hoy se te recuerda que las preocupaciones marcan y nos llevan a costar muchas cosas. La vida está marcada por momentos lindos y no tan lindos, que hay que asumir en toda su realidad, pero la clave está en seguir y luchar. No tengas miedo porque para ganar hay que arriesgar. Pero vos ¿a qué te estás arriesgando y por qué? Algo bueno está por venir.



    --- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support
  • Para la felicidad hay signos. Hoy me gustaría presentarte cinco pasos hacia la felicidad

    1) Aceptación: Es el primero y el más urgente. Es aceptarte como sos. Aquí la aceptación refiere a tres círculos: tu parte física, psíquica y familiar. Es aceptar el cuerpo que tenés, los principios que tenés y la familia que tenés. Esto es fundamental para crecer y para madurar.

    2) Objetivo de tu vivir: Una vez que aceptas tu realidad y lo que sos, sigue saber a dónde quiero llegar, descubrir a lo que Dios me llama y saber que ello va de la mano con lo que es mi plenitud, porque Dios quiere que sea feliz. Y esto se llama vocación.

    3) Oración: Una vez que tenés en claro quién sos y luego sabes qué te plenifica, es poder ponerlo en la presencia de Dios y hablarlo con Él. Hacelo partícipe a Dios de tu caminar porque solo no se puede nada. Es saber que Dios te da la fuerza y los signos necesarios para caminar hacia el fin que te hace feliz. Nunca dejes el diálogo sincero con Dios, tanto cuando todo sale bien, como cuando todo sale mal.

    4) Cosas y personas: En el proceso en que descubrís quién sos y hacia dónde querés llegar. También en tu diálogo con Dios te irás dando cuenta quiénes verdaderamente aportan a tu vida y quiénes no. También esto será un signo para vos, en donde tenés que decidir sobre cosas y personas a las cual mes tendrás que acercarte, como también distanciarte.

    5) Visión sobrenatural: Por último, es vivir en la verdad y asumir tu vida. Y saber que esta vida es un paso, es corta y que hay una eternidad. Por lo que cada día que pasa es un signo y también una oportunidad. Cada momento que pasa es un decidir y hay una eternidad, la cual vos estás llamado a disfrutar. No dejes de luchar por tu verdad. Algo bueno está por venir.



    --- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support
  • El leproso. Características 1) Se lastima solo: Sí, la piel está lastimada y no cicatriza. El leproso de este siglo es aquel que da vueltas en su pecado, en su error, mirando también sus fracasos. No acepta lo que le pasó y sigue buscando a los culpables de lo que le ha sucedido. Se lastima a sí mismo con su autosuficiencia pero también con su autoexigencia. Es por ello que hoy te propongo que te mires vos y pienses si en esta vida no estás viviendo en plenitud por ese lastimarte constante con tus recuerdos y con tus pensamientos fracasistas.2) Olor: Esta enfermedad hace que uno transmita olor a podrido, mal olor. Los leprosos del siglo XXI, que podemos ser vos o yo, andan con el mal olor de la negatividad, esa negatividad que hace que llegue a ser insoportable estar al lado de esa persona. Encima, como todo mal olor impregna y te hace llevar a la duda o al mal pensar. Sufre si al otro le va bien y busca encontrarle el mal olor al otro, porque no acepta que le vaya bien. A ese mal olor también lo podemos denominar envidia. 3) María: Ella es una Madre-enfermera. Ella sabe en qué momento curar y también aliviar. Como es Madre, está al lado del hijo cuando está enfermo y si al cicatrizar nos arde, ella sopla con ternura para que no nos arda tanto la medicación del perdón. Hoy María repite en tu corazón “no prometo hacerte feliz en la tierra, sino en el cielo”. Algo bueno está por venir.--- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support

  • Me da pena1) Pena: A Jesús le da pena dejar a la gente así. El piensa en sí y piensa en el otro. Esta es una de las características de Jesús que nosotros, los pastores, debemos siempre cuidar: pensar en la gente, en el que busca la palabra de Dios. Estar atentos a las necesidades del hermano y pensar que también el otro renuncia, sufre y lucha. Esta es una de las claves del pastorear: hacerle la vida más fácil al otro y buscar resolverle la vida.2) Con lo que cuentan: Jesús no es que les hace todo fácil, como el solucionador de todo. Él hace que también haya un aporte. No le dejes todo el rollo a Jesús. Vos también poné de lo tuyo y dá tu aporte. Lo poco puede ser mucho. No seas como ese estudiante que pide el milagro de aprobar tal materia, pero ni siquiera se esfuerza por estudiar; o como ese hombre que le pide a Dios un trabajo, pero ni siquiera se pone a buscar; o le pide un trabajo, pero solo de gerente o jefe.3) Sacia: Jesús sacia, llena, logra que la gente consuma y se quede tranquila. Pero es el esfuerzo de todos el que lleva a que todos se llenen. Jesús sí que sabe trabajar en equipo. Hoy no te hagas el salvador de todo, ni tampoco te victimices. No todo corre por vos, busca a Dios y trabaja siempre en equipo. Porque si piensas mucho en vos dejarás a muchos con hambre. Algo bueno está por venir.--- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support

  • Sordomudo1) Lo separó de la multitud: Para curarte y aprender a hablar y escuchar a tu propia vida, es necesario tomar distancia de la multitud, de cosas que tenés, del acelere de esas preocupaciones que te afectan el corazón y te llevan a estar más mudo y más sordo. Porque haces mucho y no sabes hablar. Es cuando estás en medio de todos cuando no podés expresar nada, porque no sabes lo que pasa y traspasa en tu interior. Es como que estás en el modo “automático” de tu vida. Hoy pedile a Jesús que te ayude a apartarte de ese todo cotidiano que tenés, no para que te calmes de tu vida acelerada, sino para que te cures, porque ya te enfermó esa vida acelerada que llevas. Aléjate de la multitud.2) Efattá: Significa ábrete. Porque para ver y escuchar en tu vida tenés que abrirte a lo nuevo y tenés que cambiar, dar un giro a tu timón de vida. Podés abrirte a escuchar cosas que te desafían y no te hacen vivir. Abrirte a una mirada distinta y aprender a escuchar a nuevas personas que pasan por tu vida. Abrirte a lo novedoso, sin perder tu esencia, para saber escuchar y poder desde allí hablar para poder aportar en la vida de los demás.3) Hablar y oír: Esta persona estaba en medio de la multitud, pero no podía expresar nada ni aportar nada, como tampoco ser receptivo. Esto puede pasarte en tu vida cuando caes en la monotonía, de todos los días lo mismo, sin apasionarte por nada ni encontrarle el gustito a nada. Estás con muchas cosas y en medio de cosas, pero vos literalmente “nada”. Entonces es allí donde tenés que plantearte qué querés para vos. Es mirarte un poco y decirte a vos mismo: “¿hace cuánto que no escucho y no aporto?” Capaz que te venís callando muchas cosas porque no te animas a hablar ante el miedo al qué dirán… Escuchar significa procesar en tu interior lo que ves y recibís, asumirlo, y es desde allí lo que hablo. Pedí a Jesús que te ayude a hablar y a escuchar. Algo bueno está por venir.--- Support this podcast: https://podcasters.spotify.com/pod/show/misioneros-digitales-catlicos/support